Páginas

miércoles, 30 de septiembre de 2015

GABARROIA: un parque en el mar de Donosti

¿Os acordáis como en este post os contaba que para este curso sólo tenía un proyecto en marcha? 
Pues ya está en el aire: GABARROIA, un portal que busca aunar todas las iniciativas culturales y de ocio que se desarrollan en Donosti, nuestra ciudad, pero con una premisa siempre orientadas a la FAMILIA.



Y es que ya vale de ir al centro comercial porque no se me ocurre que hacer con los niños cuando llueve, en Gabarroia encontrarás la agenda cultural de la ciudad, un montón de planes e ideas, comercios con encanto...

Lou, la promotora de la idea, una mujer inquieta por naturaleza y madre de, como ella los llama, dos "pececitos", ha querido contar con Sara de La Niña Bonita y conmigo para contaros todo lo que se cueza en la city para las familias ¿os apuntáis a nadar hasta el gabarrón con nosotras?




lunes, 28 de septiembre de 2015

One more in the familiy: Autumn Winter 21015-16

Hoy quiero presentaros la colección de 1+inthefamily para este otoño-invierno. Esta marca es un must para todas las amatxos que apuestan por la comodidad de los más peques. Sus prendas que abarcan hasta los 24 meses son siempre suaaaves y fáciles de poner y quitar.



Para invierno el algodón es más calido y con un tacto muy agradable. Prendas funcionales y prácticas pero con un toque moderno en la elección de los colores: grises, rosas y azules "viejos", mostaza... Y siempre mezclando las rayas (seña de identidad de la marca) con los tejidos lisos, lo que ofrece un montón de posibilidades de combinación, genial para cuando no te quieres romper mucho la cabeza con el look de tu peque o quieres que lo que le has puesto siga combinando después de tener que cambiarlo de "emergencia" en la calle. 










Podéis ver la colección completa aquí.

viernes, 25 de septiembre de 2015

Habitaciones infantiles: ¡Todos al suelo!

Hoy venía hablaros de la que me parecía una tendencia súper práctica que últimamente veía mucho por internet: bajar los colchones al suelo. Es algo que yo utilicé hace ya unos añitos con Irati en el momento de dar el salto de la cuna a la cama, y la verdad es que fue una idea genial, porque además de evitarnos la anti-estética barrera en la cama nos permitía estar tranquilos porque si Irati se caía del colchón no se iba a hacer ningún chinchón de importancia. Además eso le daba independencia y facilidad para subir y bajar ella misma de la cama y eso, aunque parezca una tontería le hacía sentir "mayor" y más segura. 


El caso es que buceando en Pinterest para mostraros las habitaciones que veis unas líneas más abajo me ha llamado la atención que muchas se referían a las habitaciones como "Montessori" ¿conocéis este método educativo? Yo algo había oído sobre el tema pero me ha sorprendido encontrarme que una de las cosas que promulga es que en la habitación del peque todo debe de estar a su altura, incluida la cama, lo que permite la libertad de decidir por si mismo cuando acostarse o levantarse, sin necesidad de llorar para que un adulto acuda a "sacarle" de la cuna, normalmente alta y con barrotes. 



























¿Qué os parece la teoría? Nosotros lo hicimos desde el sentido común, pensando en lo que podía ser mejor para nuestra peque, y la verdad es que me alegro de haberlo hecho. Irati era muy mala para dormir y muchas noches nos la encontrábamos durmiendo en el pasillo después de haberla acostado en su camita baja, pero sí creo que le dio cierto nivel de autonomía y, sobre todo, lo que os comentaba, seguridad en si misma, si le daba miedo quedarse en la camita podía venir y decírnoslo, sin necesidad de llorar de miedo en la cuna. Aquí podéis verla en esa época en su camita y rodeada de tooodos sus ositos. 

¿Y vosotros?¿Lo habéis probado? Por si os animáis a hacerlo os dejo aquí unos cuantos ejemplos para que podáis tomar ideas (Podéis ver aún más ideas en mi tablero de Pinterest aquí
Y si  ya lo habéis probado me encantaría que me contarais vuestras experiencias abajo en los comentarios :)





miércoles, 23 de septiembre de 2015

Volviendo a los orígenes

Algunos habréis notado que estos días estoy volviendo a publicar en el blog (¿sí, alguien lo ha notado?¿alguien por ahí?). Durante mucho tiempo he publicado a cuentagotas, cuando me decía a mí misma que tenía que retomarlo, que no podía dejar morir el blog. El problema es que el blog comenzó a morir cuando se convirtió en algo que sólo hacía referencia a la tienda, a mi negocio. Poco a poco dejó de apetecerme escribir y se convirtió en una obligación. Y cuando las cosas se hacen por obligación no funcionan. No me salía contaros sólo cosas que tuvieran que ver con las marcas que llevo, con lo que se vende en la tienda, así NO.

Y ha sido este verano cuando me he dado cuenta de que había dejado de hacer algo que me encantaba, escribir porque sí, para compartir con quien haya al otro lado (o incluso aunque no haya nadie al otro lado) las cosas que me gustan: las marcas infantiles que voy descubriendo, la decoración infantil que me hace babear, los artesanos e ilustradores a los que admiro, mis rollos, mi experiencia con la maternidad... Y he decidido que quiero volver a los orígenes, el blog fue lo primero, nació mucho antes que la tienda y de ahí surgió todo lo demás. El blog me abrió muchas puertas, me permitió conocer gente estupenda y me dio una parcela propia, un lugar en el que expresar mi mundo. 

Hace ya bastante tiempo, la responsable de una conocida red de blogs de madres consideró que no iba a incluir mi blog en su portal porque mi blog era "de negocios", no un blog personal. Me dolió un montón. Ya sé que puede parecer una tontería que algo así te duela, pero es que para mí mi blog que es algo muy personal, algo que parí allá por el 2009 cuando estaba atravesando un momento personal muy delicado, algo que me permitió abrirme al mundo y soñar. 

Así que a partir de ahora volveré a la esencia, a hablaros un poco de todo, incluso cuando a veces sea tirarme piedras sobre mi propio tejado porque hable de marcas que no tengo en la tienda. Pero hablaré desde la LIBERTAD de contaros lo que me apetezca y también desde la libertad de publicar cuando quiera, sin presiones, sin metas. No pienso atarme a publicar determinados días "porque es lo que hay que hacer", o sí, si es lo que me apetece, ya veremos ;)

Estoy intentando que mi vida sea más SLOW, así que este blog será también slow, y así mis post serán como pequeñas sorpresas que no sabes cuando te van a llegar, tampoco está mal nada mal eso, ¿no?¿qué os parece?¿os apetece que nos volvamos a ver por aquí?


Imagen vía Mimi and Eunice

lunes, 21 de septiembre de 2015

Popelin: Autumn Winter 2015-16

Hay marcas que son bonitas, que son monas, que son especiales... y hay otras marcas que son arte en estado puro. Eso es lo que ocurre con Popelin

























La formación en Bellas Artes de su diseñadora se deja notar en todos los aspectos de la marca desde su cuidado patronaje hasta en la composición de sus fotografías.



Los patrones están muy estudiados, basados en las prendas infantiles de toda la vida pero revisitados, dándoles una vuelta de tuerca, que permite que las prendas sean mucho más. Prendas reversibles o con tirantes de quita y pon, prendas que permiten diferentes formas de vestirse. Siempre sin faltar a la comodidad de nuestros peques, con unos acabados y una confección impecables: prendas forradas, terminaciones con bieses, botones con algo más... se nota que todo está elegido y confeccionado con un gran mimo.


La elección de los colores y texturas de las prendas los hace también muy especiales. Los tejidos son siempre ricos, gustosos, especiales, con una combinación de colores maravillosa. Y todo confeccionado 100% en España en pequeños talleres locales. Pura artesanía, eso es Popelin.


Popelin es una de esas marcas de las que me siento especialmente orgullosa de poder tenerla en la tienda, podéis ver su colección aquí.

viernes, 18 de septiembre de 2015

Habitaciones infantiles: Luz de noche

Las luces quitamiedos para los niños han evolucionado muchísimo en los últimos años, de ser una bombillita tapada por algún panel translucido con algún dibujo cursiloide han pasado a ser pequeñas obras de arte que de día adornan la estancia y de noche cumplen su función.

























Todos nos hemos hartado de ver al famoso conejito de Heico en todas las habitaciones infantiles "pinterest", yo confieso que sigo enamorada de él y de su compañero Bambi que está aquí conmigo en la tienda y que hace las delicias de los peques que entran a verlo (¡incluso sin sus madres!)


En la línea de las lámparas de Heico han nacido un montón más de ellas, elefantes, erizos, patos, setas.... y quizá las más carismáticas, las de la conejita Miffy, un icono de la literatura infantil.





De otro estilo pero igualmente preciosas son las de Ferm Living, en madera y como apliques contra la pared, ¿su ventaja? ocupan menos sitio que las anteriores. Las tenéis con muchas formas y... también hay un bambi ;)



Y de producción nacional me quedo sin duda con las casitas de pájaro que crea La Factoría Plástica, súper románticas ¿qué os parecen?

Podéis ver estas lamparas y más en mi selección en Pinterest, os dejo el enlace aquí.

miércoles, 16 de septiembre de 2015

Póngame una de cabreo, por favor.

Que rabia, de verdad, que rabia. Creo que nos hemos vuelto todos locos. Últimamente no paro de ver proyectos, pequeños y medianos que se van al garete. Proyectos llenos de ilusión, de ganas, de ideas nuevas y frescas que no sobreviven no se a qué, si a esta crisis, al empuje de las grandes superficies o al embobamiento y la imbecilidad general. 

Porque , tú me dirás, ¿cómo puede ser que propuestas nuevas, diferentes, no encuentren su hueco en este mundo globalizado? ¿Es que se nos ha atrofiado ya tanto el gusto que no sabemos apreciar lo especial, lo diferente? Y no hablo sólo de ropa, sino en general, conozco proyectos de hostelería que apostaban por ofrecer una experiencia más amplia a los consumidores con conciertos, talleres y demás y que tampoco han resistido... 

Esta claro que la falta de ayudas y de apoyo al pequeño emprendedor no ayuda un pelo. Yo cuando abrí la tienda hace ya cuatro años no vi un duro de las instituciones y no porque no cumpliera requisitos o no las pidiera sino porque el dinero “se había acabado”. Y de eso también me tuve que enterar por segundas personas, porque todavía estoy esperando que me respondan a la solicitud... y a la posterior reclamación al no recibir contestación, y es que a parte del dinero parece que también se acabaron las buenas formas y después de rellenar montañas y montañas de papeles no me merezco ni una sencilla carta con una mínima explicación. Pero bueno, que me voy por los cerros de Úbeda.

Que estoy muy triste, o muy cabreada, o todo junto a la vez porque veo como mi ciudad va perdiendo comercios, nuevos y de toda la vida (aquí no se salva nadie) frente a grandes cadenas que copan las mejores localizaciones de la ciudad. Y los demás picoteando las migajas que ellos dejan. Y claro, no llega para todos. Y gente que vale mucho, que le ha echado un montón de ganas y de cojones se queda pues eso, con las ganas, porque a pesar de devanarse los sesos y currar todas las horas inimaginables, su proyecto no le da para vivir, y me incluyo, porque ya sabéis, cuando veas las barbas de tu vecino pelar... pon las tuyas a remojar...


Y no os quiero ni contar la de tiendas de niños que han cerrado en Donosti desde que yo he abierto la mía... el empuje de las grandes cadenas no nos hace ningún favor y el pez grande se come al chico. Y no sólo en Donosti, tiendas por todo el país que eran referencia para mí, un modelo a seguir, han cerrado sus puertas en los últimos meses.

¿Y qué hacer? Yo os juro que se me agotan las ideas, curro como una loca y hago todo lo que puedo pero... parece que nunca es suficiente. Al final pocos son los que aprecian la calidad, la producción local, el pago de honorarios justos, el diseño... y muchos los que sólo compran basándose en el precio marcado en la etiqueta.

Está claro que los tiempos están achuchados pero a mí no deja de parecerme irónico cuando me dicen que no se pueden comprar esa camiseta porque cuesta 50€ (40€, 30€?) cuando sé que en su armario se acumulan las camisetas cutres de 3€, 5€... Al final se han gastado mucho más de lo que costaba esa camiseta en cuatro trapos de pésima calidad y que le van a durar dos puestas. 

Yo me incluyo, sí, ¡claro!, yo también peco, es difícil sustraerse al pensamiento “Bah! Total por los dos duros que cuesta...” Y te la llevas... Pero así vamos mal, de culo, os lo digo yo. Todo el beneficio para los mismos a costa de nuestra ignorancia y del trabajo esclavo de muchos. 


Y los de allí abajo mueren confeccionando mierda y los de aquí arriba moriremos también a base de ahogar la economía local, de no comprar y no dar nuestro dinero al vecino del quinto que tiene una carnicería o a la novia de mi amigo que tiene una tienda muy mona, porque total su tienda es más cara (o no, que eso también ocurre). Y llegará un momento que ni el vecino del quinto ni la novia de tu amigo tendrán curro y no podrán gastar dinero en tu empresa y entonces tú también te irás a la calle y ¡ale! ¡ya estamos todos igual! Y a tu empresa le dará igual porque total ya contratará a alguien en la otra punta del mundo que le hará lo mismo que tú pero a una tercera parte del precio... Colapso total.

Así que, ¿qué es lo que estaba yo diciendo? Que cada día mueren millones de proyectos e ilusiones personales, ideas frescas, creativas, con ganas, con empuje... y nosotros decimos “¡Oh! ¡Que pena! Han cerrado tal tienda” y seguimos amodorrados en nuestro consumismo pasivo dentro de las grandes compañías, justo allí donde quieren que estemos, sin movernos, sin dar el paso de apoyar a los que realmente se lo merecen.

Una pena, mucha rabia.   

lunes, 14 de septiembre de 2015

Búho: Autumn Winter 2015-16

Empezamos el lunes con otra marca española, Búho, que poco a poco está en boca de todos. Hace sólo unos meses que han inaugurado su propia tienda en Barcelona y su evolución está claro que es imparable.
Búho es una marca fácil de vestir, de raíces bohemias, soñadora, sin grandes estridencias, de esas que sabes que temporada tras temporada no te va a fallar.

Para las niñas son una apuesta ganadora sus vestidos combi: con la parte superior simulando un jersey y la parte inferior una falda de gasa. Un must que todos los años en sus diferentes versiones arrasa entre mamás y niñas por su comodidad, funcionalidad y estilo.

Para esta temporada los grises y los rosas son los tonos principales salpicados de pequeños lunares en plata y por supuesto las rayas marineras, otra de las señas de identidad de la marca.


La prenda estrella para las niñas de esta colección es el abrigo crudo en un tejido muy especial con distintos matices de marrones y grises, una prenda que llama la atención allí donde va sin restar comodidad en ello.

Para los niños sus sudaderas y sus pantalones son siempre un acierto, estilosos para las mamás y muy cómodos para los pequeños. Sus colores siempre son especiales, en tonos indefinidos de diferentes matices pero siempre con un transfondo en gris. Esto lo consiguen con sus teñidos específicos para la marca.





El lado más romántico de la marca está destinado para los bebés en los que la combinación de telas suaves y estampados sencillos aportan la máxima sofistificación.
















Una marca completamente recomendable que además hace toda su fabricación en España, ayudando a sostener la industria textil local y asegurándonos a los consumidores la máxima calidad. De 10.

viernes, 11 de septiembre de 2015

Habitaciones infantiles: decorar con... cabezas de animales

Tengo este post preparado desde hace más de un año así que creo que ya va siendo hora de que vea la luz ¿no te parece? Sino, a este paso, la moda de decorar con cabezas de animales las habitaciones de los niños se va a caducar!

Pues eso, decorar las habitaciones infantiles con cabezas de animales (que no taxidermia) ¿si?¿no?¿cómo lo veis? Reconozco que es algo que te encanta o que te horroriza. A mí la verdad es que es una tendencia que no me gusta nada (por las connotaciones originales que tiene) pero, así aún y todo, he encontrado dos opciones que podrían tener un pase, a ver que os parecen.

1. Apostando por todo al blanco



2. En una habitación de estilo ecléctico


Eso sí, si tuviera que poner alguna "por narices" en mi casa, no tendría ninguna duda, mi elección serían las de Softheads, super elegantes, de producción nacional y que por estar están hasta en el Hotel Ritz en Barcelona ¡toma ya!



Podéis ver muchas más imágenes de esta tendencia en mi Pinterest ¡click aquí!

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Septiembre, como me gustas

Ya llevamos unos días de septiembre, esta semana ha comenzado el nuevo año escolar y poco a poco vamos entrando en la rutina de los días de invierno.

Desde siempre me ha gustado este mes, cuando era pequeña me encantaba preparar el material del colegio, pensar en las nuevas asignaturas, en los nuevos compañeros, en las novedades que me traía el año... Ahora veo esa misma ilusión renovada en los ojos de mi hija que está estos días como loca organizando el material del nuevo curso: lápices, rotuladores, reglas y compás ( ¡guau! ¡compás, ya somos mayores! )  

Este mes es especial también para la ciudad de San Sebastián, yo diría que es el mejor mes para disfrutar de la ciudad. Todavía hace buen tiempo, los días acortan pero no tanto como para impedir que se pueda aprovechar para ir a la playa en un plan más relajado, sin la aglomeración de los meses anteriores. Todavía hay tiempo para tomar unas cañas con los amigos en una terraza a la salida del trabajo... y además están las traineras y, para mí, sobre todo, el Festival de Cine, un lujo del que disfrutar a tope. 



Para mí, como para todos, significa también el comienzo de una nueva época, nuevos proyectos, nuevos objetivos... Pero este año, al contrario de lo esperable, mi propósito para el nuevo curso es "NO HACER NADA", así entre comillas, nada de aprender nuevos idiomas (aunque el francés no me vendría nada mal para la tienda), nada de apuntarme al gimnasio, nada de hacer cursillos... mi propósito para este nuevo curso es vivir más tranquila, más relajada, intentar no pasarme el día corriendo y tomarme las cosas con más calma. Entre niños, tienda y casa creo que tengo más que suficiente y no quiero cargarme con más proyectos que no pueda finalmente sostener en el tiempo. 

Bueno, miento, tengo UN proyecto, uno que me hace mucha ilusión, algo muy en línea conmigo, con mi proyecto y visión de vida, con mi trabajo, con mi ciudad... algo que en cuanto tenga permiso, os contaré, y me callo ya que os estoy dando demasiadas pistas ;)

¿Y vosotros?¿Os habéis propuesto retos para este nuevo curso? 

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails